https://comayaparte.com/la-atencion-al-cliente-en-tu-restaurante/

La atención al cliente en tu restaurante

¡Bienvenid@s!

Aquí arrancamos comayaparte.com, nuestro blog, con todo el cariño y la ilusión del mundo. 

Con nuestros post vamos a tratar de ayudar y aconsejar a restauradores y nuevos empresarios en el sector de la hostelería.

Lo haremos desde la cercanía, huyendo de los libros de texto y la teoría aburrida.

Siempre aportando nuestro punto de vista y nunca con verdades absolutas. Lo intentaremos hacer con humildad, cercanía, dedicación y la experiencia de dos personas que trabajamos en el sector, pero que sobretodo nos encanta salir a comer y cenar por ahí y valorar cada experiencia.

 

AL SER EL PRIMERO, ¿DE QUÉ VAMOS A HABLAR?

Vamos a comentar de forma muy genérica un tema que nos parece crucial en los restaurantes: la atención al cliente y el buen servicio.

En los siguientes post nos meteremos más en materia, analizando puntos más concretos y echando toda la carne en el asador para que este blog sirva de ayuda en el savoir faire de vuestro restaurante.

Hay algo que tenemos claro: en un restaurante, como en cualquier empresa, el éxito depende del cliente y su satisfacción. Y más concretamente de tres puntos básicos: atraer, captar y fidelizar a nuestro cliente.

Esto no es nuevo, lo que no quiere decir que sea una tarea fácil. 
Hay que tener en cuenta que es fundamental, ya que cuando se atrae y capta a un cliente, si éste sale satisfecho, se producen dos cosas muy muy importantes: la primera es que este cliente ya está fidelizado y volverá; y la otra, más importante aún, es el famoso boca-oído, es decir, nos recomendará a otros. Por lo que gracias a fidelizar a un cliente ya has atraído a otros tantos.

Todo esto es aún más importante en la era de internet. Hoy en día, hay muchas personas que revisan las plataformas de opinión antes de acudir a un restaurante. Y cuando ven algún mal comentario se lo plantean, sobretodo si estas malas opiniones son recientes y muy seguidas. Nosotros lo hacemos, seguro que vosotros también.

¡Cuidado con esto! Mientras que un cliente satisfecho comparte su opinión con tres personas, un cliente insatisfecho lo hace con diez. Así es, así somos.

 

CONSEGUIR LA SATISFACCIÓN DEL CLIENTE

¿Y cómo hacemos todo esto? Satisfacer a un cliente y, por tanto, fidelizarlo va más allá de la buena relación calidad-precio, pues hay otras condiciones básicas que hacen que la experiencia del cliente sea totalmente redonda o tenga algún pero.

La comodidad de la sala, su distribución, decoración, olor, limpieza… son pequeños aspectos a tener muy en cuenta, pero sobretodo tenemos el muro de carga, el cimiento más importante para que salgamos o no con una sonrisa del restaurante: un buen servicio, una buena atención.

¿Si un restaurante es barato pero no estáis a gusto, estáis incómodos u os molesta tener la mesa de al lado a escasos centímetros, pensáis en repetir la experiencia?

 Desde una espera demasiado larga a un mal gesto o una mala palabra por parte del personal, cualquier detalle puede hacer que un servicio cojee. El servicio perfecto existe y no estamos hablando de apartar la silla para sentar a los comensales o recogerles el abrigo. El servicio perfecto en un restaurante comienza con una sonrisa del camarero, con sus consejos a la hora de pedir y con que nunca falte nada en la mesa.

Al cliente no le puede faltar algo básico: bebida y pan, e independientemente de que los comensales hayan terminado, deben estar atendidos, aunque solo sea con un vaso de agua. Incluso no se debe tardar en exceso en llevar la cuenta cuando el cliente la pide.
Y, por supuesto, damos un buen servicio por acabado cuando el cliente sale por la puerta, nunca antes.

Bueno, y aquí terminamos este primer post de comayaparte. A lo largo de las siguientes semanas iremos subiendo más entradas y profundizando en los aspectos que hemos mencionado, y hablando de muchos otros que ya tenemos en el tintero.

Cualquier cosa que nos queráis preguntar o queráis que comentemos, dejadnos un comentario o escribidnos y ¡así lo haremos!

Os esperamos la semana que viene con el siguiente post, mientras tanto nos vemos por FacebookTwitter

Y si queréis que os avisemos de nuestros nuevos posts, ¡apuntaos a nuestra newsletter, prometemos no ser pesados!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *