https://comayaparte.com/tu-restaurante-en-las-redes-sociales/

Tu restaurante en las redes sociales

¡Hola, amig@s!

¿Cómo ha ido la semana? A nosotros se nos ha pasado volando, teníamos ganas de sentarnos y escribir sobre un tema que nos gusta mucho y creo que a vosotros también:

Después de compartir curiosidades y noticias en nuestro Facebook y Twitter, hemos pensado ¿qué importancia tienen las redes sociales en un restaurante?

Y esto nos ha llevado a preguntarnos ¿cuál es la mejor manera de  gestionar las redes sociales de un restaurante? Hoy os daremos una serie de consejos para gestionar vuestras redes sociales de manera que puedan calar en los clientes sin ser excesivamente cansinos.

Empecemos por tres aspectos básicos: paciencia, constancia y planificación. No esperéis que tras una publicación escrita por la tarde se os llene el local para esa noche, debéis tener constancia en vuestras publicaciones y, poco a poco, iréis obteniendo más visitas, más visibilidad.

 

PARÉMONOS A PENSAR

¿Qué redes son las más adecuadas para vuestro restaurante? Hemos de saber elegir, pues es mejor centrarse en dos o tres y gestionarlas bien.

Pensamos que hay ciertas redes, como google+ o linkedin, que son menos adecuadas debido a su perfil más profesional y serio, así que hemos de centrarnos y aunar todas nuestros esfuerzos en otras como Facebook, Twitter e Instagram.

¿Significa esto que nuestro negocio no es serio y profesional? Desde luego que no, sin embargo queremos que nuestro restaurante sea cercano, incluso que resulte familiar para el cliente. Publicaremos sobre nuestra comida, días de vacaciones, ofertas especiales, posibles mejoras o, por qué no, sobre nuestro personal, y, para esto, ¡qué mejor que tener followers y retwitts en twitter o amigos y likes en Facebook!

Un gran ejemplo de la buena gestión de Facebook, de hecho nosotros vamos bastante allí gracias a su constancia, es el restaurante de ramen Ryukisin. Cada vez que visitamos nuestro Facebook personal vemos una publicación suya, con sus platos, ofertas, concursos, menús, personal… se nos hace la boca agua, nos acordamos de lo que disfrutamos cada vez que comemos allí y reservamos mesa.

 

CON F, DE FACEBOOK

Para nosotros, Facebook es la reina de las redes sociales, la que más nos gusta, más cercana e interactiva. Los likes en vuestra página y en vuestras publicaciones y que vuestros seguidores las compartan e incluso que nombren a sus amigos en los comentarios pueden daros muchas alas. Debéis exprimir esta red y crear comunidad entre vuestros seguidores y vosotros.

No dudéis en realizar concursos (regalando un menú, 2×1 en cenas, artículos de publicidad….) y en hacer partícipes a los seguidores mediante encuestas y promociones. Es importante que estudiéis la repercusión conseguida por estas publicaciones, y vayáis afinando para acoplarlas a lo que más gusta a vuestros seguidores.

Incluso si estáis promocionando una próxima apertura, podéis asegurar que las diez primeras reservas cenarán gratis (esto también lo hizo el Ryukisin).

 

FOTOS… ¡SÍ!

La función principal de Instagram es la publicación de fotos o pequeños vídeos. Es una red a la que nosotros no somos muy asiduos, sin embargo cada vez tiene más adeptos.

Muchos de los restaurantes que conocemos publican aquí fotos de sus platos y sus eventos o vídeos de su elaboración.

En las últimas semanas, hemos visto noticias de restaurantes que invitaban al postre si compartías una foto en Instagram de uno de sus platos.

 

SALUDAD AL PAJARITO

Por su parte, Twitter es utilizado por muchos usuarios profesionales para gestionar la atención al cliente. Sin embargo, debido a su inmediatez, vemos como cada vez es más habitual que algunos restaurantes –sobretodo los situados en núcleos de oficinas- aumenten su actividad en Twitter antes de la hora de comer para captar a los trabajadores que suelen comer fuera de casa.

Muchos chefs se vuelcan en su cuenta de Twitter diariamente para comentar su rutina laboral –y, en algunos casos, personal-, contándonos, por ejemplo, su visita al mercado para comprar un producto fresco y qué plato van a cocinar con él.  De esta manera llaman a sus seguidores y clientes a que interactúen con ellos y se interesen por su cocina.

 

TU OPINIÓN SIEMPRE IMPORTA

Otra gran comunidad, una ventana enorme hacia futuros clientes, es TripAdvisor.
No son los restauradores quienes gestionan su perfil de manera directa, sino los clientes aportando sus opiniones de la experiencia en el restaurante.

Así que ten por seguro que si las opiniones positivas de vuestro restaurante son mayoritarias en Tripadvisor, tienes clientela asegurada, podemos decir que es el famoso boca a boca 2.0.

En cuanto un cliente busque vuestro restaurante en google, el primer o segundo resultado será su perfil en Tripadvisor, ahí irá y leerá opiniones –posiblemente se fijará mayoritariamente en las negativas, así somos-, verá fotos de sus platos, incluso tickets y decidirá si quiere reservar una mesa o no.

Nosotros somos especialmente fieles a esta plataforma, tanto de consultores como de colaboradores. Antes de reservar en cualquier hotel o restaurante visitamos su perfil en Tripadvisor y según sea éste, la realizamos o no. Y después de visitarlo, hacemos una valoración que intentamos  sea objetiva, clara y sincera. Con esto aportamos nuestro granito de arena a una comunidad que nos parece cada día más útil.

Ya conocemos un poquito más estas plataformas pero, ¿cómo gestionar las redes sociales de un restaurante? Pues bien, vamos a intentar explicarlo de manera sencilla, sin olvidarnos de que lo que queremos es hacernos más visibles en internet.

 

VALE, ¿Y AHORA QUÉ?

En primer lugar, es aconsejable realizar una publicación individual para cada red social. Esto es, no realizar una publicación en facebook y compartirla en el resto de redes. El tamaño de las publicaciones, el horario y la regularidad con la que las hagáis varía si la hacéis en una plataforma u otra.

Lo más adecuado es escribir los textos adaptados a cada cuenta y programarlo según el horario estipulado. Si consideráis que esto es demasiado lío y vais a perder más tiempo del deseado, podéis gestionar vuestras redes sociales con herramientas de gestión (nos han hablado bien de HootSuite y de otra menos completa, aunque gratuita, TweetDeck).

Aunque como el tema de las herramientas de gestión de contenido da para mucho, si os interesa, decidnos en comentarios y lo trataremos en un próximo post.

Otro punto importante en la gestión del contenido online es estar atento al feedback de los usuarios.

Es decir, contestar con la mayor brevedad posible tanto a comentarios como a mensajes privados, esto generará confianza y reforzará la relación con el cliente. Nunca debéis dejar de responder, no daréis otra sensación que dejadez y que no os importa demasiado lo que opinen o las cuestiones que tengan. En el caso de contestar con retraso, una disculpa y una respuesta adecuada será suficiente.

 

HAGÁMONOS VISIBLES

¿Cómo comunicamos al cliente que estamos en la red? Muy sencillo. Podrás poner los logotipos de las redes sociales en las cartas, tarjetas, mantelines –si los tuviéseis- y en el ticket.

Otra forma más “agresiva”, pero también más efectiva es que el camarero comunique al comensal que si sigue al restaurante en su red social favorita se le invita a una bebida o a un café o incluso que comparta una publicación indicando que está cenando allí. Obviamente, en ambos casos, el camarero debería comprobarlo.

Como hemos comentado en otros posts, está en auge la tendencia a mostrar la parte humana del restaurante. Por eso dan muy buen resultado publicaciones con fotos o comentarios sobre el personal, la compra de productos de primera, preparación de la sala, procesos de elaboración por parte de los cocineros, reuniones antes o después del servicio…

Además, todos estamos en las redes sociales, si vuestro personal sigue al restaurante y comparte sus publicaciones, fotos y promociones, el público comprobará la implicación de tus empleados y verá el gran equipo que sois.

Para terminar con el gran tema de las redes sociales, os recordamos que debéis tener muy en cuenta los tres puntos que indicábamos al principio: paciencia, constancia y planificación para saber qué, cómo, cuándo y dónde publicar, para responder comentarios y preguntas de los usuarios y para valorar los resultados que está teniendo vuestro recorrido online.

Por último, os animamos a invertir unos pocos euros en promocionaros en las redes sociales.
Conocemos las herramientas de Facebook y Twitter y son realmente sencillas e intuitivas, te permiten promocionar tu página web, tu página de facebook o tus publicaciones, eligiendo en cada momento días, dinero que quieres invertir y el público al que te quieres dirigir.
Como este tema es muy interesante, lo estudiaremos en profundidad y lo desarrollaremos en un próximo artículo.

Aprovechando la ocasión, ya sabéis que nos podéis encontrar por Facebook y Twitter, que contestamos a todos los comentarios que nos hagáis aquí abajo y que tenemos una Newsletter maravillosa donde te resumimos mes a mes de qué hemos hablado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *